HELLOWEEN

La historia de HELLOWEEN comienza en Hamburgo, Alemania en 1978 cuando el guitarrista Kai Hansen junto con otro violero amigo, Piet Sielck, forman una banda llamada GENTRY. Los bateristas y bajistas iban y venían, su repertorio se basaba en covers de URIAH HEEP, DEEP PURPLE, UFO algo de AC/DC y BLACK SABBBATH, más algunos temas propios. Ya que su baterista los dejaba bastante insatisfechos, resolvieron prescindir de éste.

Durante medio año tocaron sin un baterista estable; hasta que Ingo Schwichtenberg llegó a la sala de ensayo. Ingo recién empezaba a tocar la bateria, pero era muy rápido para aprender, e inmediatamente se dieron cuenta que él era el baterista adecuado. Más tarde se contactaron con Markus Grosskopf con la intención de reclutarlo como bajista, ya que hasta ese momento no tenían, tan solo eran Kai y Piet intercambiandose el bajo y la guitarra. Markus al igual que Ingo, fue a la sala de ensayo y empezó a tocar, entendiendo y aprendiendo muy rápido. En julio de 1978, GENTRY ganó un premio en un festival, cambiando su nombre 2 años después por el de SECOND HEALT, con material como “Murderer” y algunas partes de lo que después sería “Heading for tomorrow”.

Luego les dejó de gustar el nombre SECOND HEALT y lo cambiaron a IRON FIST. Bajo este nombre se gestaron canciones como “Gorgar”, “Metal invaders”, “Victim of fate”, y “Save us” que originalmente fue escrita como “Priest of satan”. 1983 año de cambios, Piet Sielk decide alejarse para dedicarse a otro ámbito de la música; Kai, Markus e Ingo deciden invitar a Michael Weikath (proveniente de POWERFULL) a formar parte del proyecto; que ahora pasaria a llamarse definitivamente: HELLOWEEN. Asi el cuarteto lleva a NOISE un demo que contenia los singles “Oernst of life” y “Metal invaders”, acertadamente la grabadora los ficha y consiguen editar un par de EP’s.

En 1986 se edita “Walls of Jericho”, debut de HELLOWEEN, los 4 músicos crean una serie de canciones que combinan sus claras influencias tocadas a una velocidad por momentos vertiginosa, composiciones complejas ejecutadas con extrema presición y un sentido del humor que seria marca registrada de la banda en el futuro. “Ride the ski”, “Phamtoms of death” o “How many tears” son solo algunos ejemplos de lo que eran capaces. Hansen & Cia. sin darse cuenta habian construido los cimientos de un nuevo estilo musical dentro del rock pesado que luego se llamaría “Power metal”.

En los shows, Hansen se da cuenta de que cantar y tocar la guitarra al mismo tiempo le resulta difícil, por lo cual deciden incorporar a un cantante solista para que Kai pueda dedicarle mas concentración a su instrumento. El nombre del nuevo vocalista de la banda es Michael Kiske, un chico de 18 años poseedor de un registro vocal asombroso que encaja perfectamente con el estilo de HELLOWEEN. “Kepper of the seven keys Part I” (1987) seria el encargado de consagrar al grupo internacionalmente, este segundo álbum cosechó excelentes críticas de los medios especializados del mundo. El debut con Michael Kiske en las voces amenazó con catapultar a HELLOWEEN hasta los primeros planos de la música pesada y los alemanes ya soñaban en codearse con bandas de la talla de IRON MAIDEN.

El álbum que vendió mas de 150.000 copias en Inglaterra los puso con un pie en el estrellato a pesar de tener temas de 13 anticomerciales minutos como “Halloween”, sin embargo clásicos como “Future world” pesaron más en el balance final de una placa que en resumen era: “un caño”. Para “Kepper of the seven keys Part II” (1988) no se conformarian con empardar en calidad a sus dos discos anteriores, así que con10 canciones compondrian uno de los discos fundamentales para cualquier amante de la música pesada, intentar nombrar alguna seria no hacerle justicia a las demas (Pero escucha “Eagle fly free”, “Rise and fall” o “I want out” por decir algo, a todo volumen e intenta no quedar noqueado en el suelo).

Michael Kiske completamente afianzado en su puesto de vocalista se reveló como una de las mejores voces del metal y hasta se dio el lujo de componer algunos temas. Toda la banda desplegó sus habilidades al máximo y dejaron en la historia un trabajo insuperable. Como dato curioso, Kai Hansen, miembro fundador y principal compositor fue responsable de solamente dos temas. Luego de extensas giras y estupendas ventas, a principios de 1989 se anunció el sorpresivo desprendimiento musical del violero Kai Hansen en el momento más glorioso del conjunto. Según declaraciones del guitarrista, venia barajando la idea de irse desde julio del ’88, no lo habia hecho por pedido de sus compañeros, pero ahora creia que era el momento correcto de marcharse ya que se sentia muy desgastado debido a las giras realizadas por el grupo.

Esta desvinculación se realizó en buenos terminos tanto con sus viejos camaradas como con la compañia. Tanto fue asi que el mismo Hansen ayudó a buscar el reemplazante adecuado, que resulto ser el, hasta ese momento miembro de RAMPAGE, Roland Grapow, un viejo amigo de la banda que se enteró de la vacante a traves de un aviso en una revista. Después de seis meses de preparación, ensayos y un recital de presentación transmitido por MTV, Roland ya estaba realizando la gira Europea con sus nuevos compañeros. A modo de testimonio de lo que habia sido HELLOWEEN aún con Hansen se lanzó en 1989 al mercado el en vivo “Live in the U.K.” (En EE. UU. se conoce como “I want out – Live”) estupendo registro que refleja de modo soberbio la performance del quinteto.

Silenciosamente, en el seno del grupo las cosas no funcionaban tan bien como aparentaban, (Hansen parecia intuir estos problemas al momento de irse) la banda ya no constituia una unión tan sólida como parecía, resultaban constantes las discusiones sobre la dirección musical que tomarian en adelante, quien seria el lider, las ganancias, management, diferencias con el productor… Toda esta onda negativa que giraba en torno al grupo desembocó en “Pink bubbles go ape” (1990), un disco de dudosa calidad a pesar de contener algún que otro buen tema como “Chance”, hizo que la popularidad del grupo decayera peligrosamente.

Las cosas no mejoraron con “Chameleon”, (1990) este álbum indicaria si la banda era capaz de levantar la cabeza o de caer estrepitosamente; el resultado fue un disco que comienza haciendo asomar una muy buena cancion llamada “First time” que hace que el oyente dibuje una mueca de alegria que se va borrando a medida que el disco va avanzando. De todos modos, “Chameleon” abrió nuevos horizontes para HELLOWEEN debido a los arreglos de vientos y guitarras acústicas que se encuentran en él. Ese mismo año sale “The best, the rest, the real” una placa que compila los mejores temas de su primer época. Imposible fue tratar de zanjar las diferencias musicales que existian entre Michael Kiske y el resto de la banda por lo cual Kiske resulto echado.

Cuando también por esa epoca Bruce Dickinson anunciaba que dejaba IRON MAIDEN se rumoreó la posibilidad de que Kiske ocuparia el puesto vacante de vocalista, pero por alguna razón el pase nunca se concretó. HELLOWEEN necesitaba un nuevo cantante y para variar, no dudaron en solicitar los servicios de “un viejo amigo de la banda”, el por aquel momento vocalista de PINK CREAM 69, Andi Deris, con el cual encontraron el entendimiento musical que tanto buscaban. Después se encontraron con el dilema de encontrar un nuevo baterista, ya que Ingo Schwichtenberg debió dejar a sus compañeros debido a una serie de problemas personales que luego, desgraciadamente, desencadenarian en el suicidio del mismo.

Los alemanes, con un disco a medio terminar y sin mucha suerte con el primer reemplazante de Ingo, optan por tomar como nuevo baterista al ex – GAMMA RAY, (nueva agrupación de Kai Hansen) Uli Kusch. Con esta renovada formación en 1994 sale a la venta “Master of the rings” un nuevo intento para recuperar a los viejos fans que se sintieron defraudados con los ultimos trabajos de la banda. Tal vez lo lograron, aunque este nuevo HELLOWEEN es muy distinto al de los “Keppers…”, Andi Deris desde el principio dio a entender que no tenia intención de imitar a sus antecesores a la hora de cantar, asi, con un registro vocal adecuado y una forma muy personal de cantar, este se acopló perfectamente al estilo del grupo, inclusive compuso un tema y comparte la autoria de otros 4 junto a Weikath. Asi Andi se convierte en gran parte en responsable del nuevo intento para reflotar la banda.

Uli también logra cubrir las expectativas de los fans con respecto a su labor tras los parches. Las nuevas composiciones dejan de lado las estructuras complejas y vertiginosas para dar paso a un Heavy metal mas conformista y asimilable. No obstante el buen humor se hace presente en toda la placa. En “The time of the oath” (1996) intentan volver a sus raices powermetaleras de la mano de un disco semi conceptual basado en las profecias de Nostradamus. Los resultados son otra vez desparejos aunque canciones como “We burn”, “Before the war” o el tema homónimo a la placa terminan por convencer que no se a dicho todo. Como corresponde, a cada disco le sucede su correspondiente gira y esta los llevaría de visita por primera vez a nuestro país a fines de Agosto como invitados de IRON MAIDEN.

Como nuevo testimonio de esta nueva etapa sale a la venta un doble en vivo ese mismo año: “High live” grabada de sus shows por Europa. Al fin en 1998 se concreta el sueño de los fanáticos de HELLOWEEN que esperaban un disco que devuelva esa magia que otrora los caracterizaba. Ese milagro se llama “Better than raw”. Canciones como “Push”, “Falling higher” o “Laudate dominum” entre otros, te sopapean los sentidos a más no poder para regocijo de todos nosotros. Y gracias a una nueva y bendita gira, los alemanes presentarian este trabajo en suelo Argentino, esta vez participando en el festival “Monsters of Rock ’98″ realizado en el estadio de Vélez el 12 de diciembre. En 1999 sacaron al mercado METAL JUKEBOX, y en el 2000 THE DARK RIDE.

Ya para este momento Helloween, en lo que a composición y arreglos se refiere, estaba reducido a Michael Weikath y Markus Grosskopf. A principios del 2003 éste Helloween lanzó el álbum Rabbit Don’t Come Easy. En este nuevo álbum resulta un vuelco en relación al álbum anterior, con un estilo menos oscuro, y al mismo tiempo más dinámico y enérgico, con la introducción de marcados elementos electrónicos combinados a un ya característico speed metal con reminiscencias al estilo ya desarrollado a finales de los ochenta y principios de los noventa. Destaca la aparición de una versión que aparece como tema extra, de un clásico de Queen: Sheer Heart Attack, un vertiginoso tema en el cual Weikath junto al resto de la banda hace un tributo a una de las bandas que más lo han influenciado en su concepción de la música rock.

A mediados de 2005 llega Keeper Of The Seven Keys – The Legacy, con el baterista Dani Löble en su formación. Un disco cuyo nombre intenta retrotraernos a los anterioresKeepers, pero que en realidad nos presenta un estilo más cercano a lo ya visto previamente en los últimos trabajos junto a Deris. Se destaca “The King for a 1000 Years”, una obra maestra compleja de 13 minutos de duración, como en los “Keepers” anteriores. También tenemos la oportunidad de escuchar las primeras composiciones de Sascha Gertsner para Helloween como lo son The Invisible Man, Pleasure Drone y Silent Rain, co-escrita con Andi Deris.

Mucho se especuló sobre este nuevo disco. Probablemente la estrategia era suscitar cierta expectación por una supuesta vuelta al viejo Helloween, pero el resultado final no contentó del todo a los fans, dividiéndolos nuevamente entre los partidarios del viejo Helloween con Michael Kiske, y los seguidores del nuevo con Andi Deris al frente. A pesar de las divisiones en el público, este disco los puso en una nueva gira mundial que los llevo por tres continentes (America, Europa, Asia), lanzando el directo Live on 3 Continents, que contiene temas de los conciertos registrados en Sao Paulo, Sofia y Tokio.

En octubre de 2007, la banda editó Gambling With The Devil. Un álbum en donde Michael Weikath acierta más que en cualquiera de los dos discos anteriores en lo que se refiere a la dirección de la banda. Con arreglos instrumentales creativos y excelentemente ejecutados, recargados de virtuosismo y creatividad. Un disco que combina el tradicional sonido de la banda, como se puede apreciar en The Saints, Paint New World y Dreambound, y el estilo más propio de Andi Deris a modo de su anterior banda Pink Cream 69, como puede evidenciarse en el single As Long As I Fall además de la inclusión de Sascha Gerstner en muchas de las composiciones. El título del álbum, Gambling With The Devil, es definitivamente programático. “Al final del día, la vida es como una apuesta con el diablo”, vocalista Andi Deris reconoce. El hombre sabe lo que está hablando: Al igual que algunos actos de otro metal, Helloween han sobrevivido a muchas modas y las tendencias del negocio de la música ha producido, con cada nueva experiencia para acercarse a su próximo desafío con nuevas fuerzas.

Con Gambling With The Devil Helloween intenta conciliar el lado más oscuro y crítico del metal con la inherente responsabilidad que nos compete a los seres humanos de cambiar nuestros destinos.

Tras el lanzamiento del álbum, Helloween se embarcaron en una gira mundial (por primera vez en su historia) junto a Gamma Ray y Axxis, donde como acto culminante del “Hellish Rock”, Andi Deris y el fundador del grupo Kai Hansen cantaron juntos I Want Out.

En 2009 fue publicado en la página de la banda el siguiente comunicado:

No somos una de esas bandas que les gusta celebrar cosas suyas, pero sólo queríamos dar las gracias de una manera especial a todos ustedes que nos han estado siguiendo estos 25 años. Para nosotros, este álbum es como una celebración oficial. (El disco) ha sido un gran reto y una gran experiencia, y nos lo hemos pasado muy bien grabando nuestros temas más importantes de una manera completamente nueva y con nuevos arreglos. ¡Esperamos que les gusten!

Este disco muestra las algunas de las mejores canciones de la banda re-grabadas, muestra la canción Keepers trilogy que está compuesta por los temas Halloween – Keeper Of The Seven Keys – The King For A 1000 Years interpretadas junto a la Filarmónica de Praga, compuesta por 70 miembros. La orquesta también acompaña a la banda en el tema A Tale That Wasn´t Right.

También muestra versiones acústicas como Eagle Fly Free, Future World, una versión piano de Forever and One, o una versión jazz de Dr. Stein, entre otros. El disco fue lanzado en Japón y Asia el 16 de diciembre, el lanzamiento en Europa fué el 29 de enero y aún no se confirma el lanzamiento en América.

Helloween lanza su álbum #13 de larga duración titulado “7 Sinners”. La banda escribió más de 20 canciones para luego proceder a escoger las mejores ideas para el disco. El primer tema en ser mostrado fue “Are You Metal”, también destacan canciones como “Who is Mr. Madman” y “If A Mountain Could Talk”, demostrando la rapidez y potencia que posee el album. Este disco espera un cambio duro y fuerte para los que se fueron con la mala impresión de “Unarmed”, dado que éste último ha sido un blanco de críticas a la banda. Después de su lanzamiento, la banda inicia tour junto a Stratovarius como sus invitados que los traera a latinomamerica.

Browse by Topic